Joe Biden est√° ya en pie de guerra contra el Brexit

Traducci√≥n de Ingl√©s a Espa√Īol de un art√≠culo de cr√≠tica pol√≠tica de Bill Wirt, sobre Joe Biden y el Breixit

brexitcritica pol√≠ticaEstados UnidosTraducci√≥n Espa√Īol
19 noviembre, 2020 Traducción de un artículo político sobre el Breixit.
19 noviembre, 2020 Traducción de un artículo político sobre el Breixit.


Artículo original publicado por Bill Wirtz el 15 de Noviembre 2020.
Traducci√≥n de Ingl√©s a Espa√Īol realizada por Ibidem Group.
Artículo original en Inglés en www.wirtzbill.com

 

Los desafíos a los que se tiene que enfrentar el presidente electo de EE. UU, Joe Biden, son impensables desde la perspectiva europea. Biden tiene sobre la mesa un presidente en funciones que pone en duda la legitimidad del resultado, una gran parte de la población que no confía en el proceso democrático, la extrema izquierda de su propio partido, un Senado republicano, la pandemia de COVID-19 y una recesión que ya asoma las orejas. En cuanto a política exterior, la nueva administración tendrá que ocuparse de cuestiones relacionadas con los requisitos para volver a unirse al Acuerdo de París, la reforma de la OMC y de la OMS, los conflictos que tiene abiertos y las guerras comerciales con China y la Unión Europea.

Sin embargo, Biden ha encontrado un hueco en su apretada agenda para meter las narices en el Brexit.

Al igual que Barack Obama y Hillary Clinton, Biden es un firme partidario de la Uni√≥n Europea y parece que el tener ascendencia irlandesa le ha motivado tambi√©n para hablar sobre la salida de Gran Breta√Īa de la UE. Antes de las elecciones, afirm√≥ que no apoyar√≠a ning√ļn acuerdo comercial con el Reino Unido si se establece una frontera entre Irlanda del Norte, que es parte del Reino Unido, y la Rep√ļblica de Irlanda.

La negociaci√≥n entre el Reino Unido y la UE no ha sido moco de pavo, sobre todo en cuanto a la frontera con Irlanda del Norte. Cuando el Reino Unido abandone el mercado √ļnico de la UE, probablemente el 1 de enero, la presencia de controles fronterizos afectar√° a las relaciones con Irlanda. Para evitar que se complicara el Acuerdo de Viernes Santo de 1998, en el que se incluye como requisito previo evitar establecer una frontera f√≠sica entre los dos pa√≠ses, se cre√≥ el Protocolo de Irlanda e Irlanda del Norte en relaci√≥n con el Acuerdo de Retirada de Reino Unido de la UE. En √©l se establece que, en la pr√°ctica, Irlanda del Norte sigue permaneciendo en el mercado √ļnico de la UE con el objeto de evitar los controles fronterizos para supervisar el pago de impuestos y cumplimiento de las normas. De esta manera, se crea una divergencia normativa entre Gran Breta√Īa (Escocia, Gales e Inglaterra) e Irlanda del Norte, que, a su vez, dar√° lugar a controles aduaneros dentro del propio Reino Unido.

Por ahora, no hay diferencias en las normas de Bruselas y Westminster, y una ligera modificaci√≥n del impuesto sobre las ventas no ser√≠a motivo de disputa. Pero ¬Ņqu√© pasar√≠a si, por ejemplo, Reino Unido permite el cultivo de alimentos modificados gen√©ticamente? La UE es cada vez m√°s sensible a las normas extranjeras que divergen de las suyas. Por ello, todav√≠a no ha querido firmar un acuerdo comercial general con Estados Unidos. Si el Reino Unido cambia significativamente sus normas en materia de agricultura, impuestos o pol√≠ticas de consumo, volver√° a salir a flote el tema de la frontera con Irlanda del Norte.

En septiembre, el gobierno del Primer Ministro del Reino Unido, Boris Johnson, recibi√≥ ataques a ra√≠z de la aprobaci√≥n de un conjunto de leyes en los que se hab√≠a pasado por alto el Acuerdo de Retirada. Westminster hab√≠a ‚Äúestablecido‚ÄĚ qu√© productos se podr√≠an importar a la Rep√ļblica de Irlanda desde Irlanda del Norte y qu√© casos subvencionados con ayudas del Estado hab√≠a que comunicar a la UE, lo que, para Bruselas, supuso una violaci√≥n del Derecho Internacional.

Aunque la UE y el Reino Unido se han enzarzado en una larga batalla legal y existe la posibilidad de que no se llegue a un acuerdo si fracasa el Acuerdo de Retirada, Biden ya ha elegido en qué bando quiere jugar. Su negativa a firmar un acuerdo comercial presionará considerablemente al gobierno de Johnson e inclinará la balanza a favor de la UE.

Aunque esto va a hacer que a los irlandeses y a los irlandeses americanos se les hinche el pecho, no est√° tan claro c√≥mo una medida as√≠ puede beneficiar a las empresas y consumidores americanos. Un acuerdo comercial entre Reino Unido y Estados Unidos tendr√≠a unos beneficios obvios para el sector industrial y de bienes de consumo, sobre todo porque la burocracia de Europa occidental no tiene nada que hacer contra la indulgencia regulatoria y la innovaci√≥n anglosajonas. En los ocho a√Īos que dur√≥ la administraci√≥n Obama, bajo la vicepresidencia de Biden, nunca se consigui√≥ convencer a la Uni√≥n Europea para que se uniera a la ATCI (Asociaci√≥n Transatl√°ntica de Comercio e Inversi√≥n). El a√Īo pasado, el Consejo Europeo, que representa a los 27 estados miembros de la UE, declar√≥ que ya no era relevante negociar la entrada en esta asociaci√≥n.

Biden no consiguió establecer un acuerdo comercial con el Reino Unido cuando era país miembro de la UE, y ahora está poniéndose palos en la rueda apoyando a Bruselas, que sigue sin estar dispuesta a comerciar con Estados Unidos. Biden tardó exactamente cinco minutos en meterse en los asuntos internos del viejo continente y apoyar a uno de los dos bandos, y no solo en el sentido retórico (Trump ha apoyado abiertamente el Brexit). No hay que ser muy listo para saber que no es la mejor forma de hacer amigos a largo plazo al otro lado del charco.

Crucemos dedos para que Biden no intente ‚Äúsolucionarnos‚ÄĚ m√°s la vida.

 

This article was first published by The American Conservative.

* * *

 

 

 

[Nota de la Traductora]

Traducción de artículos periodísticos

Versi√≥n traducida a Espa√Īol de un art√≠culo de cr√≠tica pol√≠tica en el que se habla sobre los retos del presidente electo de los Estados Unidos Joe Biden y en especial sobre su posici√≥n ante el Brexit. La traducci√≥n de Ingl√©s ha sido realizada por Anne Mary Smith, traductora nativa de ingl√©s, hija de padre americano y madre brit√°nica, interesada en traducci√≥n de art√≠culos period√≠sticos. En la actualidad est√° finalizando un M√°ster en traducci√≥n en Estados Unidos y realizando sus pr√°cticas en Ibidem Group.

Valora este artículo

Articulos relacionados


Traducci√≥n Ingl√©s - Espa√Īol de un art√≠culo de Bill Wirtz sobre las repercusiones sociol√≥gicas del coronavirus: el miedo en tiempos de pandemia COVID-19

Traducci√≥n a Espa√Īol de un art√≠culo de cr√≠tica pol√≠tica escrito por Bill Wirtz, sobre la censura de las redes sociales.

Traducci√≥n de Ingl√©s a Espa√Īol de un art√≠culo sobre el Covid-19, publicado en marzo 2020, antes de que la pandemia explotara ...